es
Sostenibilidad
Invitamos
Avanzando hacia un impacto positivo más allá de beneficios Avanzando hacia un impacto positivo más allá de beneficios Avanzando hacia un impacto positivo más allá de beneficios
Invitamos

Avanzando hacia un impacto positivo más allá de beneficios

Regenerar el planeta para reducir riesgos globales.

El sector farmacéutico, tradicionalmente observado con lupa e incluso recelo por parte de numerosos sectores sociales, ha avanzado en los últimos años hacia la generación de confianza a través de una mayor transparencia y una comunicación más humanizada sobre su aportación a la salud de millones de pacientes. En este sentido, la apertura comunicativa de las compañías farmacéuticas ha sido una oportunidad para contar más y mejor su labor en la mejora de la calidad de vida de las personas, y posicionarse como un sector pionero que apuesta por el talento, la diversidad, la innovación y la sostenibilidad. El contexto actual, sin embargo, nos está exigiendo a todas las compañías ir más allá.

El presente ha llegado cargado de retos globales que deberían marcar la agenda de todos los países y organizaciones. Nadie está siendo inmune al impacto de crisis que se han ido solapando, como la emergencia climática, la pandemia, la guerra y la escasez de recursos. De un modo u otro, todos estos desafíos son el reflejo de una sociedad que está descubriendo que el planeta es finito y avanza a una creciente desigualdad social. Y cada vez es más evidente la necesidad de cambios estructurales si queremos que las generaciones futuras puedan disfrutar de un nivel de bienestar aceptable en un planeta habitable.

Pero ninguna organización por si sola puede prometer soluciones. Y, como responsables de alrededor del 80% del PIB mundial, las empresas ya no pueden quedarse de brazos cruzados a la espera de que sean los gobiernos y las ONG quienes actúen. Desde Ferrer, hemos interpretado que el momento actual exige trascender más allá de las acciones de sostenibilidad tradicionales, reorientando toda nuestra estrategia hacia un propósito relacionado con la protección del planeta, la justicia social y nuestras personas. Un propósito que para nosotros debe estar al mismo nivel que los beneficios y el retorno de la inversión de los accionistas. Y ha significado asumir un compromiso social real y avanzar hacia un nuevo paradigma: compañías que no solo minimicen su impacto en el entorno, sino que sean un medio para su regeneración. Un medio para el impacto positivo.

En Ferrer empezamos a recorrer este camino hace unos años, considerando que el negocio farmacéutico al que nos dedicamos es solo un medio para generar los recursos que nos permitan tener un impacto positivo tangible. Y en nuestra andadura para convertirnos en una organización de impacto positivo, el año pasado conseguimos destinar más del 60% de nuestros beneficios netos a causas sociales y medioambientales. Y seguiremos trabajando para que nuestro impacto positivo sea cada vez mayor. Porque creemos que este debe ser nuestro indicador de éxito como compañía.

Con este planteamiento, también queremos promover una nueva manera de hacer negocios y de estar en el mundo, desde la convicción de que nuestra actividad como compañía tiene que crear más valor social y medioambiental del que consume. Y no somos los únicos con esta perspectiva. De hecho, esta visión nos ha llevado este año a ser la primera farmacéutica española en entrar en la comunidad B Corp, integrada por más de 4.500 empresas de todo el mundo que están contribuyendo a redefinir el éxito empresarial, para medirlo no solo a partir de los beneficios económicos, sino también a partir del bienestar generado para las personas, las comunidades y el planeta. En España hemos visto que este movimiento ha empezado a conseguir algunos cambios estructurales, con la luz verde del Congreso de los Diputados a la figura legal de las empresas con propósito, una oportunidad para que cada vez más compañías reorienten su actividad hacia un propósito social y medioambiental.

Porque, hoy en día, el papel de las empresas debe ir más allá de maximizar las ganancias de sus accionistas. Y la sociedad espera que nuestro compromiso sea más tangible que nunca.

Alba Soler Conangla Head of Communication at Ferrer

Alba Soler Conangla Head of Communication at Ferrer
Firma Alba Soler Conangla Head of Communication at Ferrer